Cantabria


Colegiata de Santa Juliana
(Santillana del Mar)

43º 23,540'N ; 4º 6,369'O   




Las primeras noticias sobre un monasterio dedicado a Santa Juliana (Santa Illana, Santillana) las podemos encontrar en algunos documentos que datan del siglo X. En este siglo se trasladaron a España los restos de esta Virgen mártir. La colegiata actual corresponde al siglo XI y se construyó en el mismo lugar dónde se levantaba el monasterio.


El acceso principal al templo se encuentra en el muro de mediodía y está formato por una monumental portalada, coronada por un frontón del siglo XVII, dónde hay una imagen de la santa mártir. La puerta está enmarcada por cuatro arquivoltas de medio punto en gradación, remontadas durante el siglo XVIII, que se apoyan en dos pares de columnas con capiteles esculpidos. Algunos de ellos están muy deteriorados. Por encima de las arquivoltas podemos encontrar un friso con esculturas de los apóstoles y en el centro un pantocrátor, todas ellas difíciles de identificar debido a la erosión. Junto a la portalada podemos ver un torreón de planta circular. En este muro también se encuentran adosadas una casa y la sacristía del siglo XVIII.

Vista general fachadaDetalle fachada

Detalle fachadaCapiteles fachada


El templo, construido en el siglo XII, tiene planta basilical con tres naves divididas en cuatro tramos irregulares y acabadas en tres ábsides semicirculares.


La nave principal es más alta y larga que las laterales. Las tres naves están cubiertas con vuelta de arista con los nervios resaltados. Las naves están separadas por arcos formeros de medio punto.

Nave norte    Nave central   Nave sur

Bóveda de la nave


Estos arcos descansan en capiteles esculpidos, que se apoyan en columnas adosadas a los pilares. Los capiteles son de principios del siglo XII y están esculpidos con combates entre soldados, la historia de Adán y Eva, temas vegetales, cabezas de animales y fieras entre otros.


El coro, situado en la parte final del templo, no permite tener una perspectiva completa del interior del edificio. Detrás suyo, en una pequeña capilla, podemos observar una pila bautismal que tiene decorada la escena de Sant Daniel luchando con los leones. Justo encima podemos ver la imagen de un pantocrátor. Tambien se conserva una talla de la Virgen de época romànica.

Pantocrátor y pila bautismal románicos      Talla románica de la Virgen


Se supone que esta imagen tiene el mismo origen que las imágenes de los cuatro Apóstoles que podemos ver en el frontal del altar. Se cree que formaban parte de un grupo escultórico que había en la portalada oeste. Las imágenes y la pila bautismal son del siglo XI.

Capilla mayor     Detalle altar


Los ábsides están divididos por esbeltas columnas en tres tramos, que llegan hasta la cornisa que hay bajo el tejado. Dos impostas decoradas con motivo jaqués dividen horizontalmente los ábsides. Los ventanales están rodeados por cuatro arquivoltas de medio punto que se apoyan en dos parejas de columnas. Los capiteles están decorados con elementos vegetales y animales, si bien en el ábside centrar podemos encontrar alguno historiado. Las arquivoltas de la absidiola derecha están decoradas con bolas y otros elementos geométricos. También están esculpidas las ménsulas que hay bajo el tejado.

Ábside principalCapçaleraDetalle ventana ábside


Desde la cabecera se puede observar la linterna del crucero como una torre robusta de planta cuadrada. El piso superior está decorado con una galería de arcos ciegos de medio punto. En el piso inferior encontramos las ventanas que iluminan el templo. A los pies de la nave se edificó una torre de similares dimensiones.


Si los capiteles del interior del templo son dignos de mención, no lo son menos los que podemos encontrar en el claustro. Tres de sus galerías son románicas, mientras que la cuarta fue reconstruida ya en época gótica.

La galería sur, paralela al templo, es dónde encontramos los capiteles historiados más bellos. En ellos se narran escenas de luchas entre bestias y caballeros y de la vida de Cristo como la del Descendimiento de la Cruz.

Vista general claustroDetalle de un capitelArcos del claustro

Arcos del claustroVista del claustroDetalle del capitel

Detalle del capitelGaleria del claustroArcos del claustro


En la galería oeste todavía se pueden ver más capiteles historiados de gran calidad, si bien empezamos a encontrar capiteles esculpidos con motivos vegetales y entrelazados. En la galería norte, la más nueva de las tres galerías románicas, podemos encontrar motivos geométricos y vegetales.


En las galerias del claustro se encuentran varios elementos ornamentales que en su día formaron parte de las edificaciones de la colegiata como por ejemplo claves de bóveda del pórtico románico que había al sur de la Plaza de la Colegiata y que fueron descubiertos en el año 1966 durante las obras de restauración de la bóveda de la iglesia.

Arcos clasutroVolta galeria nova del claustreClave de bóveda

Capilla



Las imágenes del interior del templo fueron tomadas a escondidas, ya que está prohibido hacer. Por este motivo no son de demasiada calidad y no hay todas las que nos habría gustado. Sigo sin entender qué mal se le puede hacer a un monumento con nuestras fotografías, hechas con la luz natural, aquellas personas que precisamente los amamos y hacemos todo lo posible para difundir el gran patrimonio que tenemos a nuestro alrededor.